Desde el 2007 se había venido cambiando el nombre

Yoro, Yoro. Autoridades policiales detuvieron finalmente en la ciudad de Yoro y después de 13 años, a un hombre que había venido cambiándose el nombre para evitar ser capturado y responder por el asesinato de dos personas.

En el informe policial solo se identifica a esta persona, como un ciudadano de 58 años de edad, supuesto responsable del homicidio de los señores Constantino Guada Hernández y José Darío Guada Hernández, en el mes de junio del año 2007.

La detención se llevó a cabo en la aldea Sabana ubicada en el municipio de Yorito, Yoro, por parte de miembros de la Dirección Policial de Investigaciones, DPI y de la Dirección Nacional de Fuerzas Especiales, DNFE.

Este individuo acostumbraba a cambiarse el nombre para evitar ser capturado, por lo que en las comunidades vecinas lo conocen con diferentes nombres y apellidos, pero mediante investigaciones se confirmó que se trata de una misma persona.